8 consejos de belleza en invierno para piel, labios y cabello

El invierno está llegando en algunas partes del planeta y en otras está en pleno apogeo. Para muchas personas es una época muy esperada para realizar deporte al aire libre, estar en contacto con la naturaleza, viajar…. Pero esta preciosa temporada también puede causar estragos en tu piel debido a las calefacciones, viento, frío, nieve, lluvia… provocando una piel seca, escamosa y labios agrietados si no tenemos el cuidado adecuado.

Aquí hay algunos consejos que te ayudarán a mantener una piel hidratada y brillante durante toda la temporada. Sabemos que la mayoría ya los conoces, pero nunca está de más recordarlos…

La piel seca sufre más que la piel grasa por lo que si tienes la piel seca, debes seguir estos consejos de forma más constante. Sin embargo, las siguientes medidas son útiles para todo tipo de piel.

8 consejos de belleza en invierno para piel, labios y cabello:

  1. Cuida tu dieta
juice fruit

La textura de tu piel depende no solo de tratamientos externos, sino también de tu ingesta de alimentos. Una ingesta adecuada de nutrientes ayuda a rejuvenecer la piel desde dentro. El agua es fundamental para nuestro organismo y todos deben mantener una buena ingesta de 2 litros diarios. Esto ayuda a retener la humedad de la piel, así como a mantener a raya los trastornos de la piel. Las frutas y verduras en su dieta diaria liberan mucha agua en tu sistema. El jarabe / cápsulas de prímula y el aceite de oliva en tu dieta ayudan a suavizar la piel.

  1. Hidratar/nutrir diariamente

El clima frío y los vientos frescos agravan la condición de la piel seca. Las cremas hidratantes y frías son imprescindibles durante los inviernos. Tonifica y humecta después de cada limpieza para preservar y reponer la humedad de tu piel. Utiliza una crema de noche hidratante o nutritiva (según tus necesidades) todas las noches. Aplica una crema específica para el contorno de ojos y en las áreas secas cada mañana/noche. Déjate aconsejar por un profesional.

Usa la pasta de polvo de grano verde molido en lugar de jabón para lograr una piel suave y flexible. También puedes mezclarla con cuajada / leche cruda.

  1. Terapia de aceite

Mima tu piel con un poco de aceite de coco antes del baño para curar la sequedad y las grietas. Usa un jabón cremoso que le brinde esa flexibilidad adicional a tu piel.

Espera 30 minutos después de bañarse o lavarse la cara antes de salir al aire frío. Salpica tu cara con agua fría cuando regreses al interior, ya que se sabe que los cambios extremos de temperatura pueden reventar los capilares cerca de la superficie de la piel.

Agrega unas gotas de aceite al agua que estás usando para bañarte. Esto ayudará a retener la humedad perdida al bañarse. De hecho, es muy recomendable realizar un automasaje con aceite caliente antes del baño. Evita el uso de agua muy caliente durante el invierno, ya que puede disminuir los aceites naturales de tu piel. En su lugar, acorta la hora del baño. Mejor ducharse, así también contribuyes a la sostenibilidad del medio ambiente.

  1. Incluye semillas de lino, almendras y ghee.

Aunque no necesariamente tiene un sabor fabuloso, el aceite de linaza puede hidratar tu cuerpo desde el interior. Dado que es rico en ácidos grasos vitales, puede hacer mucho por su salud en general. Está disponible en forma de aceite y en forma de cápsulas.

Dale a tu piel un apoyo lipídico desde adentro al incluir almendras remojadas y blanqueadas, nueces remojadas, leche entera, queso fresco y ghee (mantequilla clarificada) en tu dieta, lo que definitivamente agregará maravillas a tu piel.

  1. Amla

La fruta amla (grosella espinosa india) es la fuente natural más rica conocida de vitamina C. Amla proporciona nutrición concentrada a las capas más profundas de la piel. Tómalo con regularidad para reponer la piel desde dentro si puedes encontrarla en tu zona.

 

  1. Cuidado de los labios

Evita lamerte los labios y no muerdas la piel de la superficie de los labios. La piel nunca tendrá la oportunidad de sanar si la masticas. Terminará volviéndose más grueso, dándote labios de color negro. Este es un hábito difícil de romper, pero vale la pena el esfuerzo.

  1. Bálsamo labial

Mantén los labios cubiertos con un buen bálsamo aplicado varias veces durante el día. Los bálsamos labiales ahora están comúnmente disponibles con un factor SPF. Asegúrese de que el bálsamo labial contenga SPF 15 o 20. Otros ingredientes a tener en cuenta al comprar un bálsamo labial o un lápiz labial son la vitamina E y la manteca de karité.

Masajear los labios con ghee (mantequilla clarificada) y dejar una fina capa durante la noche actúa como una protección natural para los labios.

  1. Cuidado del cabello

No salgas con el cabello mojado, ya que podría romperse. Evita usar secadores de pelo y rizadores en tu cabello. Incluso si estás usando esos equipos, aplica acondicionador antes de usarlos.

Rompiendo mitos

Entonces, ¿quién dijo que el protector solar es solo para los veranos? El sol sale los 365 días del año y ya sea verano, lluvia o invierno, necesitas proteger tu piel del sol. El daño podría resultar en arrugas tempranas, y puede ocurrir un aumento en la pigmentación si no se aplica protector solar durante los inviernos. Si realizas deportes al aire libre, sobre todo en la montaña, recuerda aumentar al máximo el índice de protección.

About Author